Image
Top
Navigation
27 enero, 2014

El museo de los sonidos

El silencio comunica. El silencio es el grito más alto. Recuerdo aquellas clases de lenguaje radiofónico de segundo de periodismo en la Universidad Autónoma de Barcelona cuando la profesora nos hablaba de la importancia del silencio…En la radio lo tiene, y mucho, pero en la vida real también.  Y el otro día me dio por indagar sobre investigaciones relacionadas con el mencionado silencio, y descubrí un interesante artículo  en la web de la BBC que recogía el estudio de Gordon Hempton, un ecologista acústico que se ha pasado los últimos 30 años investigando sobre los lugares más silenciosos del planeta. En su investigación ha podido concluir que “En toda la Tierra, no pasa un día sin que uno no oiga algo”. Partiendo de esta premisa ha elaborado una lista con aquellos lugares que gozan de intervalos libres de ruido de al menos 15 minutos. Entre estos lugares figura la selva Hoh, en Washington; el Parque Nacional Grasslands en Canadá y el Parque Nacional de Haleakala en Hawái. No he tenido el placer de visitar ninguno de ellos, pero me planteo seriamente poder hacerlo y experimentar esa sensación de silencio absoluto.

En el lado opuesto al silencio, están los sonidos. Y me fascinó descubrir el museo online de los sonidos… Un peculiar rincón el red creado por tres jóvenes estadounidenses  que ofrece un traslado auditivo al pasado, para que no queden en el olvido aquellos ruidos de nuestra vida cuotidiana que nos acompañaron durante años y que han desaparecido, sobre todo a causa de la evolución tecnológica.  El sonido del Tamagochi, el juego de Game Boy Tetris, la rueda mecánica de los teléfonos…una infinidad de sonidos se dan cita en esta curiosa y entretenida web que recomiendo visitar para rememorar grandes momentos.

Submit a Comment